domingo, 11 de febrero de 2007

"La poesía no cambia nada. Nada es seguro, pero hay que escribir". Reflexión acerca de un poema de Franco Fortini por Rita Kratsman



Traduciendo a Brecht


Un gran temporal
durante la tarde se arremolinó
sobre los techos antes de estallar en relámpagos, agua.
Fijaba versos de cemento y vidrio
donde había gritos y llagas en los muros y partes
también mías, a las cuales sobrevivo. Con cautela, mirando
a veces las tejas castigadas a veces la página seca,
escuchaba morir
la palabra de un poeta o mutarse
en otra, ya no una voz para nosotros. Los oprimidos
están oprimidos y tranquilos, los opresores
tranquilos usan los teléfonos, el odio es cortés, yo mismo
creo no saber de quién es la culpa.
Hay que escribir digo, odiar
a quien con dulzura conduce a la nada
a los hombres y mujeres que se acompañan
y creen no saber. Entre algunos de aquellos enemigos
hay que escribir tu nombre. El temporal
desapareció con énfasis. La naturaleza
para imitar a las batallas es demasiado débil. La poesía
no cambia nada. Nada es seguro, pero hay que escribir.


Franco Fortini


Traducendo Brecht

Un grande temporale/ per tutto il pomeriggio si è attorcigliato/ sui tetti prima di rompere i lampi, acqua./ Fissavo versi di cemento e di vetro/ dov’erano grida e piaghe murate e membra/ anche mie, cui sopravvivo. Con cautela, guardando/ ora i tegoli battagliati ora la pagina secca,/ ascoltavo morire/ la parola d’un poeta o mutarsi/ in altra, non per noi piú, voce.Gli oppressi/ sono oppressi e tranquilli, gli oppessori/ tranquilli parlano nei telefoni,l’odio è cortese, io stesso/ credo di non sapere piú di chi è la colpa/ Scrivi mi dico, odia chi con dolcezza guida al niente / gli uomini e le donne che con te si accompagnano/ e credono di non sapere/ Fra quelli dei miei nemici/ scrivi anche il tuo nome. Il temporale/ è sparito con enfasi. La natura/ per imitare le battaglie è debole. La poesia/ non muta nulla. Nulla è sicuro, ma scrivi.

Franco Fortini


"Nulla cosa per legame musaico armonizzata sui può de la sua loquela in altra transmutare, senza rompere tutta sua dolcezza e armonia."
Dante Alighieri
El Convivio cap. VII, 14


Está claro que un poeta traductor cuando se instala en la lengua de otro pone a prueba una posibilidad de soluciones tonales, tímbricas y métricas que en una instancia posterior y sin proponérselo aplica de algún modo a su propia estética. De modo que atravesado por extrañamientos brechtianos, a Fortini se lo encuentra siempre entre un pasado que lo prefigura y un futuro utópico.
Muchos años se dedicó el autor a traducir la obra de B. Brecht y si bien en esa aproximación pueden observarse las huellas de una escritura en la otra, el Brecht memorable se encuentra más dentro de Fortini poeta que en las traducciones: secuela de personalidades poéticas afines, la misma tendencia a decir las cosas de una forma clara, casi lapidaria.
Una frase tras la otra se siguen en este poema como algo indefectible, absoluta complicidad sintáctica no permitiendo así que ningún obstáculo interrumpa la cadencia: fraseo logrado aún con acentos que denuncian un tono patético.
En otras palabras, no obstante el encabalgamiento suave que refuerza sin lugar a dudas la línea melódica del poema, Fortini percute las palabras a la manera de Brecht, resultado evidente de su trabajo como traductor.
La palabra "agua" con que concluyen los tres primeros versos sintetiza un desenlace irremediable, la falta de duda destaca la aseveración a la que se refería Fortini cuando hablaba de la poesía de Brecht, es decir, todo es contundente, nada se niega.
Y enseguida el poeta se instala en el poema como sujeto histórico, como sujeto parlante y a la vez objeto de reflexión y alegoría:


"Fijaba versos de cemento y vidrio
donde había gritos y llagas en los muros y partes
también mías, a las cuales sobrevivo".

El cuerpo, la persona misma del poeta está representada en el poema como testigo de un caos que puso en peligro tanto su escritura como la de otros.
¿Pero podemos acaso inferir la razón de esa amargura? ¿Podemos deducir que un cambio inesperado después de ese caos sea necesariamente la causa de tanto desaliento?

"Los oprimidos
están oprimidos y tranquilos, los opresores
tranquilos usan los teléfonos, el odio es cortés, yo mismo
creo no saber de quién es la culpa."

Como si las fuerzas que articulan el poema fueran las mismas que articularon un proceso social. De manera que ante la imposibilidad de revertir las consecuencias de un rumbo histórico, el poeta reconoce que la poesía no cambia nada.
Lo único que queda es el acento silábico dentro del sistema de acentos del poema: escansión extremadamente fuerte para describir el dolor que lo condujo a un desengaño.
El temporal-caos desaparece con el mismo énfasis con que golpearon y golpean todavía esas palabras.
Entonces, la escritura llega como necesaria transmutación del sufrimiento pero asombrosamente es la palabra "temporal", la que con su fuerza mágica y vigorosa despierta en el poeta un deseo renovado, decisión sin otra alternativa que la de seguir escribiendo: casi una sentencia.

Rita Kratsman


Datos del autor:



Franco Lattes (Fortini es el apellido materno) nació en Florencia en 1917.
Poeta y ensayista, encarna la figura del intelectual comprometido con firmes connotaciones éticas dentro de un proyecto revolucionario individual, personalidad crítica dejada de lado por las expresiones "multimediales" de su tiempo.
La experiencia de la guerra marcó notablemente su actividad intelectual y su compromiso.
El trabajo de traducción que hizo de Goethe le valió el premio Monselice en el año 1971. De igual forma son muy valoradas las traducciones de Brecht, Simone Weil, Eluard, Proust, Queneau y otros.
Desarrolló su carrera académica como titular de la cátedra de Historia de la Crítica Literaria en la Universidad de Siena, a la que donó su biblioteca, su archivo, manuscritos, documentos inéditos, materiales de variada naturaleza como dibujos y pinturas. De modo que hoy en la Facultad de Letras de esa Universidad funciona el Centro di Studi que lleva su nombre.
Murió en Milán en 1994.

No hay comentarios: